Tu Radio Jóven con todos tus éxitos favoritos 24 horas al dia.

DETENIDO EN ALTEA UN CAPTADOR DEL DAESH QUE DIFUNDÍA PROPAGANDA YIHADISTA

La Guardia Civil junto a la EUROPOL detuvieron el miércoles pasado en el municipio alicantino de Altea a un hombre por presuntas actividades terroristas como radicalizador y captador del grupo terrorista DAESH. El detenido es un varón de 50 años de origen marroquí que se dedicaba a buscar y radicalizar jóvenes en redes sociales, así como a difundir propaganda yihadista, según han informado las autoridades.

La Guardia Civil ha informado que el detenido empleaba internet para captar a jóvenes y radicalizarlos. El presunto captador es un militante por propia vocación de la organización terrorista DAESH, que contaba con estancia irregular en España. Su mayor actividad se basaba en buscar, editar, comentar y difundir propaganda, contando con medidas de seguridad para no ser detectado por las autoridades.

El detenido identificaba a los jóvenes en las redes sociales, redirigiéndoles después a aplicaciones de mensajería privada, donde comenzaba el proceso de radicalización ofreciéndoles contenidos digitales del grupo terrorista. Esta persona estaba totalmente de acuerdo con las ideas del Daesh, compartiéndolas con otros usuarios de internet de forma directa y privada. Entre sus palabras, había llegado a compartir la idea de que la pandemia del Covid-19 es un castigo a Occidente. Este planteamiento ya había sido difundido por el DAESH anteriormente.

También se ha detenido a un segundo individuo, presuntamente radicalizado, con el fin de conocer su implicación en actividades terroristas. Esta persona ha sido puesta en libertad una vez ha declarado ante el juez.

El presunto captador ha sido puesto a disposición judicial, y se ha decretado su ingreso en prisión provisional.

La Guardia Civil reforzó todos sus dispositivos operativos relativos a la amenaza terrorista desde que en junio de 2015 se elevó la alerta antiterrorista a nivel 4. Estos operativos se encuentran especialmente reforzados en casos de radicalización como este, por la amenaza de que desemboque en el desplazamiento a una zona de conflicto o en una acción terrorista en el país de residencia. Además, desde que comenzó la pandemia, existe una mayor implicación por las fuerzas de seguridad, ya que existe la posibilidad de que las organizaciones terroristas pudieran aprovechar la situación.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

X