EL CAST DE HARRY POTTER SE DESPIDE DE LA ACTRIZ HELEN MCCRORY (NARCISSA MALFOY)

Jason Isaacs y Tom Felton han querido mostrar su cariño a Helen McCrory que fallecía el pasado viernes. 

Este viernes se conocía una triste noticia para el mundo del cine, la televisión y el teatro, pues la maravillosa actriz, Helen McCrory fallecía a los 52 años tras una larga batalla contra el cáncer, tal como anunciaba su marido, el actor Damian Lewis a través de sus redes sociales. 

Conocida por sus papeles en series como Peaky Binders o La Materia Oscura, la actriz ha sido recordada con cariño por todos aquellos que pudieron trabajar con ella, incluidos los actores de la saga Harry Potter, Jason Isaacs y Tom Felton, que fueron su marido y su hijo, respectivamente, cuando formaron entre los tres la malvada familia Malfoy. 

Jason Isaacs, que interpretaba a Lucius Malfoy, le ha rendido homenaje con un bonito mensaje a través de su Twitter: “hace décadas hicimos una audición juntos para una película. Volví a casa y le dije a Emma [su mujer]: “creo que acabo de conocer a la mejor actriz que haya visto”. Después de muchos años viéndola hipnotizar a la audiencia, no lo creo… lo sé. Afortunadamente también descubrí que era escabrosamente divertida, sorprendentemente pícara y con una corazón con tanta empatía como un planeta. A pesar de estar deslumbrado como estaba durante las películas de Harry Potter, haber estado casado en pantalla y haberme reído junto a la gran Helen McCrory siempre será un rayo de luz. Sin embargo, su mayor logro siempre fue construir y querer a una familia que siempre fue su roca. Han perdido mucho por eso les mando todo mi cariño a Damian y sus hijos”. 

Tom Felton, que interpretó a su hijo Draco Malfoy, ha preferido, en cambio, utilizar Instagram para la que un día fue su madre en pantalla: “una pena decir adiós tan pronto. Nunca tuve la oportunidad de decírselo pero ella me ayudó a formarme como persona, tanto dentro como fuera de la pantalla. Siempre fue ella misma implacablemente, con un ingenio afilado, una lengua de plata y un corazón amable y cariñoso. Aunque no le gustaban los tontos, siempre tenía tiempo para todo el mundo. Gracias por iluminarme el camino y cogerme de la mano cuando lo necesitaba”. 

Descansa en paz, Helen McCrory.

Irene Ramos Domeque

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

X